Publicidad, Marketing y consumismo.

Imagen

Teniendo en cuenta todos estos desarrollos antes mencionados: la constitución de Europa como un centro hegemónico y el consecuente atraso y dependencia de Latinoamérica podemos evidenciar  que la órbita del consumo y el consumismo es primordial para entender cómo se reproducen estas nociones o modelos a seguir.

Para iniciar el análisis es necesario decir que la sociedad de consumo siempre ha existido, es inherente a la humanidad, desde siempre hemos consumido toda clase de productos, ya sean de alimentos, objetos para cultos, comodidad o vestimenta. No es posible concebir el desarrollo humano sin haber consumido algo, según Bauman el consumo es una condición permanente e inamovible de la vida y un aspecto inalienable de esta, y no está atado ni a la época ni a la historia.

Continue reading

Advertisements

Latinoamérica y el Subdesarrollo.

Imagen

Si bien América Latina atravesó durante el siglo XX un periodo de industrialización que lo llevo a forjar una economía interna consolidada con una interrelación con el mercado mundial muy marcada, estas relaciones se daban siempre bajo el influjo de la división internacional del trabajo que asignaba a la región un pequeño espectro de posibilidades de desarrollo de fuerzas productivas y relaciones de producción. Esta división del trabajo que se manifestaba evidentemente en el ámbito material también se puede ver en un campo de reflexión teórica. La teoría latinoamericana no se desarrolló a plenitud en ningún punto y siempre estuvo fuertemente influenciada por los designios que se traían desde Europa que eran asimilados como verdades irrefutables.

Si desde el plano económico y político la industrialización era vista por los gobiernos y la CEPAL para acelerar la entrada de la región a la gran ruleta internacional de los negocios el plano cultural se veía preponderantemente sumergido en este discurso de “articularse” a las nuevas formas de relación occidentales en favor de un desprecio de la diferencia y una asimilación de dictámenes considerados “modernos” en contravía de los “tradicionales” o “barbaros”. Esto deriva en la dicotomía “nosotros” y “ellos” característica de la modernidad en el cual las prácticas culturales comunes en la región son los “ellos” a diferencia del “nosotros” europeo, fiel modelo a seguir.

Continue reading

Eurocentrismo y Cánones.

el-eurocentrismo-comienza-mapas-L-RYTsxP

Para el análisis del eurocentrismo y los cánones que de este continente y los EE.UU. se esparcen por todo el mundo hay que tener en cuenta los desarrollo de lo que hoy llamamos “modernidad” y de cómo se configuro a Europa como el centro moderno por excelencia aun teniendo en cuenta que hasta la conquista de América el verdadero “centro” hegemónico mundial lo constituía el mundo musulmán que tenía rodeada a Europa y las vías del comercio las tenían  monopolizadas.[1]

Es con la conquista de América que se puede generar la concepción  del “otro colonizado”, un sistema-mundo-capitalista y la configuración de Latinoamérica como la primera periferia en la cual la dominación europea consolido su poderío en todos los planos culturales, económicos, políticos, sociales y militares.

Siguiendo a Dussel, “el mito de la modernidad” está enmarcado en esta supuesta supremacía cultural europea. Igualmente la teoría de Wallerstein de Centros-semiperiferias-periferias habla de la distribución geográfica del mundo y también de la distribución económica de las relaciones internacionales del comercio mundial que estaban dominadas por un discurso de supremacía europea a cuenta de los desarrollos de la revolución industrial y científica como también de una creciente división internacional del trabajo que relegaba a América Latina a un plano de productor de mano de obra barata para la industria extractiva como única actividad valida ante el comercio mundial.


[1] Dussel, Enrique. Europa, Modernidad y Eurocentrismo. UAM-I, México.

Introducción al Proyecto.

libros3

Este trabajo es el resultado de una serie de reflexiones e investigaciones referentes al problema de la “invasión cultural” europea y estadounidense que se presenta en los países de la periferia especialmente en la región subdesarrollada y dependiente de América Latina en donde las prácticas culturales ancestrales han sido continuamente “reemplazadas” por otras ajustadas a los preceptos de “civilidad”, “normalidad” o “modernidad” que se han venido dando desde el mismo momento de la conquista en 1492. Esta fecha es importante pues marca la creación del “otro” con respecto a un “nosotros” europeo y a la expansión del sistema-mundo-capitalista que vio en la explotación de materias primas en Latinoamérica una casi inagotable fuente de metales preciosos. Siguiendo al grupo Modernidad/Colonialidad es importante destacar como la modernidad es un proceso en el cual Europa se configuro como un “centro” y por consiguiente se configuraron unas “periferias” coloniales, sin embargo no solo en el ámbito económico y científico Europa se constituyó como ese centro hegemónico sino que también desde el plano cultural el viejo continente estandarizo sus concepciones culturales y cosmovisiones como las únicas aceptables, como las más avanzadas y “modernas”.

Continue reading